T.B.C. Para los que buscan el fitness completo.

 

El Total Body Condition, abreviado T.B.C. es un tipo de entrenamiento que consiste, como su nombre indica, en acondicionar todo el cuerpo y, a diferencia de otras actividades y tipos de entrenamiento, el TBC no se centra en aspectos específicos, sino que trabaja todas las aptitudes físicas de forma general apuntando a la optimización total de nuestra condición física.

Las clases se centran en tres fases :

Calentamiento : Ya que se va a entrenar todo el cuerpo, es importante acondicionarlo antes, de forma que la primera fase consta del calentamiento donde entraremos en calor y aumentaremos nuestro ritmo cardíaco. De esta forma se previenen lesiones.

Ejercicios : El plato fuerte de TBC, sus ejercicios en los cuales trabajaremos la totalidad de nuestro cuerpo con numerosos y diversos ejercicios y actividades. Además hay que tener en cuenta que al estar en un gimnasio se utilizarán varias herramientas del mismo, como mancuernas, barras, esterillas, gomas, etc.

Estiramientos : Tras el calentamiento y los ejercicios, y al igual que en muchas otras actividades, siempre es bueno estirar antes de finalizar la clase ya que de esta forma aliviaremos la tensión de los músculos y prevendremos posibles problemas como lesiones, contracturas, etc.

Todo esto hace que el TBC sea la mejor opción cuando tienes una vida ajetreada y buscas una forma de cuidar todo tu físico sin necesidad de invertir grandes cantidades de tiempo en ello y al mismo tiempo obtener resultados.